Simbiontes
Cada loco con su tema   

Blog |  Acerca de...  |  Asuntos recurrentes  | 

 Notas de Noviembre de 2009

Accesos rápidos a las anotaciones (en esta página):


Pamplona desde Zolina

Escrito por El Malvado Acidonitrix , Lunes 23 de Noviembre de 2009
 1 Comentarios
Archivado en: Vida cotidiana

Flickr limita el tamaño máximo de las fotos, así que no me ha quedado más remedio que alojar esta panorámica aquí: Pamplona vista desde el Valle de Aranguren, a la altura de Zolina (33 MB). Más o menos, desde la cresta que recorre la balsa y luego deriva de sur a norte, cruza una estrecha franja de cultivos y vuelve a subir. Aunque faltan trozos, ha salido bastante bien y me he animado a subirla. Está hecha con PTGUI PRO, montando 57 imágenes tiradas con un objetivo de 210 mm, y luego procesada para enfocarla, y saturada un poco más...

Flickr limita el tamaño máximo de las fotos, así que no me ha quedado más remedio que alojar esta panorámica aquí: Pamplona vista desde el Valle de Aranguren, a la altura de Zolina (33 MB). Más o menos, desde la cresta que recorre la balsa y luego deriva de sur a norte, cruza una estrecha franja de cultivos y vuelve a subir. Aunque faltan trozos, ha salido bastante bien y me he animado a subirla. Está hecha con PTGUI PRO, montando 57 imágenes tiradas con un objetivo de 210 mm, y luego procesada para enfocarla, y saturada un poco más de la cuenta.

Pamplona y la Cuenca desde Zolina

En realidad, la foto es una prueba de localización de exteriores para sacar una panorámica de alta calidad, además de otras fotos, pero eso es una historia que dependerá de la luna, la lluvia y otras menudencias. Confío en sacarla en algún momento del año que viene.

La carga es progresiva, así que primero la verás muy pixelada y se irá detallando poco a poco. Puedes usar el navegador para desplazarte por la foto y verla en detalle.

Información: (beta)

Notas relacionadas:


Palabras clave:


Categorías:

Vida cotidiana

El futuro de la industria del cine (II)

Escrito por El Malvado Acidonitrix , Miércoles 11 de Noviembre de 2009
 2 Comentarios
Archivado en: Decíamos ayer... , Economía digital , TV

Es un lugar común que los cines sacan más dinero por las palomitas y la comida rápida que por las entradas. Se calcula que el margen de beneficio de un cubo de palomitas de maiz es del 90%, mientras que la entrada sólo da un 10% al propietario del cine. En el fondo, el cine ha acabado siendo una especie de reclamo para tiendas de chucherías. La realidad de los números está llevando a que las producciones cinematográficas poco atractivas para el público no salgan al circuito main stream: [...]  el menú dietético y cinematográfico está pensado para aquellos...

Es un lugar común que los cines sacan más dinero por las palomitas y la comida rápida que por las entradas. Se calcula que el margen de beneficio de un cubo de palomitas de maiz es del 90%, mientras que la entrada sólo da un 10% al propietario del cine. En el fondo, el cine ha acabado siendo una especie de reclamo para tiendas de chucherías. La realidad de los números está llevando a que las producciones cinematográficas poco atractivas para el público no salgan al circuito main stream:

[...]  el menú dietético y cinematográfico está pensado para aquellos comprendidos entre los 17 y los 28 años, los que se dejan el dinero. Eso elimina cualquier película por debajo de los 200 millones de dólares de presupuesto y con un mínimo de guión tras los efectos especiales. [...]

(Rocío Ayuso, Los tiempos están cambiando, el País, suplemento salmón del 21 de septiembre de 2009, donde se dan las cifras de rentabilidad).

Esta realidad es consistente con lo observado en los grandes proyectos de entretenimiento: cada vez resulta más difícil lanzar un bombazo tipo spicegirls, o un peliculón, y cada vez se observa con mayor frecuencia un comportamiento de larga cola en el ROI de la industria del entretenimiento. Esencialmente, hay un profundo cambio de roles e intermediarios.

Antes de que nadie se queje, es preciso mencionar la interesante consecuencia de este fenómeno, consecuencia que se conoce como la nueva edad dorada de la televisión, es decir series y telefilmes de calidad: La Guerra del Pacífico, Roma, The Wire, La Solución final, El batallón perdido. Últimamente la gente viene a decir que es normal que las películas que echan en el cine son flojas, porque los guionistas buenos ganan más haciendo series, y además su trabajo resulta más reutilizable. Difícil saber si fue antes la gallina o el huevo: ¿se fueron los guionistas y encontraron un paraiso en la tele? Construir una constelación de personajes para descartarla tras noventa minutos de metraje es, a menudo, un desperdicio. Sin embargo, las historias empaquetadas en siete, trece o veintidos capítulos son, desde el punto de vista del escritor, una bicoca. Además, el modelo permite ir probando y graduando el argumento en función de la reacción del público. Hay situaciones extremadamente rentables, como, por ejemplo, chico conoce chica, cuya resolución argumental se prolonga varios episodios y hace que el trabajo creativo se exprima a fondo.

El año pasado nos dio por sostener la teoría de que el futuro del cine estaba en la publicidad, concretamente en el product placement. Era una teoría aparentemente descabellada. También es cierto que, además de la teoría, en ciertos momentos de la defensa de nuestras ideas sosteníamos unas copas de blanco en el museo Guggenheim durante la presentación del libro de @alorza. Aquello no pasó de un post con las mamachichos, en el que ni yo mismo era capaz de definir hasta qué punto estaba de guasa y mal humor. El caso es que el otro día me topé con dos noticias.

En ambos casos, se afirma, la serie mantiene personalidad, y la publicidad no atenta (excesivamente) contra el espíritu del argumento. Quizá no sea del todo cierto, pero seguramente guionistas y publicistas estén aprendiendo a graduar el mensaje.

Si se piensa bien, tiene sentido. Todo el mundo ha establecido alguna vez paralelismos entre las series americanas y la adopción de modas y costumbres. Halloween, por ejemplo, es un caso claro, pero hay otros más sutiles. Los fans de Civilization saben de qué hablamos: en el juego de Sid Meier Civilization III, la propagación de cultura, junto con la invención del Rock y Hollywood, dan puntos a los jugadores.

Así que llegamos a la exacerbación de la publicidad. Se realiza un proselitismo de marca, y el anunciante afina el target. Pero, ¡un momento! Esto sólo puede funcionar si... si... ¡si los capítulos se propagan por todas partes, y la gente no sólo los ve cuando se emiten, sino en cualquier momento, a todas horas, en you tube, y, oh, señor, en el P2P. Y... ¿no es eso lo que la industria del cine se quería cargar? :D

Algunas lecturas edificantes para entender de qué va esto:

 

Información: (beta)

Notas relacionadas:


Palabras clave:


Categorías:

Decíamos ayer... | Economía digital | TV


Mostrar búsqueda avanzadaActivar búsqueda avanzada

Bienvenido al repositorio de los simbiontes

Una página colectiva y ecléctica para comentar y apuntar cosas.

Estás viendo los archivos de Noviembre de 2009. Visita la portada para ver las últimas notas.

Sugerencias de lectura

Los simbiontes hablan de...

Sugerencias de lectura

Si quieres curiosear, puedes consultar:

  • todas las entradas archivadas por categoría (abstract).
  • Las entradas ordenadas mensualmente.
  • Suscribirte a los feeds (más abajo).
  • Lo que vienen buscando otras personas.
  • Si lo prefieres, puedes ver la portada en el formato anterior.
  • ...o leer la presentación para saber qué es esto y si puedes fiarte o no de lo que aquí se dice, y por qué pensamos que esto no es un blog aunque lo llamemos así para entendernos entre nosotros.

Sindicación RSS

  • ¿Qué es un feed?
  • Agregadores recomentados

Lecturas edificantes y tráfico de influencias

La tira Ecol

Tira Ecol

http://tira.escomposlinux.org
La tira ecol ha vuelto.